Tres goles de Ben Yedder para tres puntos de Champions

El francés hace historia y es el primer jugador de la historia del Sevilla en anotar un triplete en Champions. Ganó una vez más el Sevilla sin encajar goles


Sigue un día más el Sevilla invicto en casa. Frente a un rival a priori inferior como es el Maribor, los de Berizzo han logrado un importante triunfo. Importante por el triunfo y por el tropiezo del Liverpool en Moscú (1-1). Jugó bien el conjunto rojiblanco pero la falta de acierto de cara a portería se hizo presente una vez más. Los goles de Ben Yedder, los pases de Banega y la defensa de Lenglet, lo más destacado del conjunto local.

Rotaciones, pero no muchas

Salió el Sevilla con: Sergio Rico, Corchia, Nico Pareja, Lenglet, Escudero, N’Zonzi, Banega, Mudo Vázquez, Tucu Correa, Nolito, Ben Yedder. Destacar la titularidad de Corchia para dar descanso a Mercado y la de Nolito tras su lesión. Rico sigue siendo un fijo bajo palos para Berizzo. El canterano se ha afianzado bajo palos. Pese a que algunos apuntaban a que Soria podría ser titular en este partido, Rico se llevó el gato al agua. Una vez más dejó patente su mejoría en muchos aspectos del juego menos en uno: su juego de pies. El portero sevillista es muy criticado por sus saques en largo con los pies, ya que la mayoría de balones se pierden.

En defensa ha contado con minutos Corchia. El joven lateral francés peca de inexperto en algunas ocasiones, pero la ayuda de los centrales lo empuja a mejorar. Se presta a ayudar en ataque, ayer combinó bien con Correa y Nolito, y es rápido a la hora de defender. Provocó el penalti que supuso el 3-0 y le hicieron uno que no pitó el árbitro. A su lado el capitán Nico Pareja. Berizzo sigue optando por colocar un veterano con un novato.

El otro central en esta noche de Champions fue Lenglet. El francés está siendo una de las revelaciones de este Sevilla. Fue providencial en varios cortes ayer y, pese a la derrota, en el partido frente al Atlético. Elegante y rápido cuando tiene que robar balones. Por la banda izquierda una vez más, Escudero. El madrileño suma y sigue haciendo buenos partidos. Su vocación ofensiva cada vez es mayor, así juega Berizzo, y como con Corchia, los centrales ayudan en esto.

Poco a poco

Así se está construyendo el centro del campo del Sevilla. Sin pausa pero sin prisa. N’Zonzi deja destellos de lo que ha sido en otras temporadas. No es ni la sombra del que fuera el año pasado y eso se nota. Berizzo debería darle un toque de atención y hablar con él, ya que la irregularidad se ha convertido en su sello. Por delante, el “Toto” optó por jugar con Banega y Franco Vázquez.

El tándem que forman los dos argentinos deja detalles que plasman la calidad de ambos. “El Mudo”, al igual que Ganso, es un jugador de grandísima calidad que no tiene ritmo para jugar en Europa. Esto sumado a que ayer no fue su mejor partido, desquicia a la grada de Nervión. No obstante, dio la asistencia del segundo gol con un pase de esos que hacen confiar en él. Fue sustituido por Sarabia en el minuto 78. El extremo jugó esta vez como mediapunta, apoyando a Banega, y jugando por la banda cuando sus compañeros entraban al área.

Banega es otra harina de otro costal. El de Rosario poco a poco se va pareciendo al que fuera en su primera etapa en Sevilla. El año en Milán le ha pasado factura y se nota en su forma física. Pese a ello su calidad es de otro nivel. Es capaz de regatear dos jugadores sin separar la pelota medio metro de la bota. Su visión de juego y esos pases que sólo ve él asombran todas las semanas a la parroquia hispalense. Lo sustituyó Pizarro en el minuto 85 con el partido listo para sentencia. Esos cinco minutos sirvieron al centrocampista para volver a tocar balón tras su lesión.

Ben Yedder y diez más

Berizzo sabía que el partido frente al Maribor tenía que servir a sus jugadores para reafirmarse. Que la derrota frente al Atlético no había sido para tanto. Que se puede seguir soñando con algo grande. Y para ello tenía que contar con un ataque de lujo. Sorprendió el argentino sacando a Nolito de inicio tras su lesión muscular. El sanluqueño cumplió con creces y espera esta luchando por ser titular de aquí a muy pronto. Este parón le ha servido para mejorar su forma física.

Por precaución fue sustituido en el minuto 66 por Navas. El de Los Palacios no tuvo su mejor partido pero en general la segunda parte del Sevilla no fue buena, así que se camufló con el resto del equipo. No obstante, mandó un balón al larguero que pudo haber significado el tercero de la noche en una hermosa dejada. En la otra banda uno de los mejores del partido y autor de una fabulosa jugada para el primer gol hispalense. Joaquín Correa ya apuntaba maneras la pasada temporada, pero en esta está demostrando que la confianza no era infundada. Sus problemas siguen siendo principalmente dos: falta de definición y ansias de protagonismo. Pese a esto está siendo de los mejores en lo que va de temporada. Velocidad, ritmo, desmarque… Este jugador promete.

Y en la delantera el héroe del encuentro. Wissam Ben Yedder y tres goles para la historia. El francés es el primer jugador en anotar un triplete en Champions para el Sevilla. Había quien apuntaba que podría haber jugador Muriel al ser un rival como el Maribor, pero Berizzo no quiso dejar nada en el aire. Quiso asegurarse de que todo salía perfecto y para ello colocó a su hombre gol. 4 goles en 2 partidos de Champions, sumado al de Liga y los 2 de fase previa. Ben Yedder sigue a lo suyo y el Sevilla lo agradece.

Dominio absoluto

El Sevilla no se dejó dominar en ningún momento por el Maribor. Los eslovenos hicieron amagos de intentar llevar las riendas del partido al principio, pero poco más. La buena colocación del Maribor en busca de contraataques impedía que los balones llegaran a Ben Yedder, y los intentos de Vázquez y Banega de buscarlo eran nulos. El dominio sevillista iba a transformarse en ocasiones y Franco Vázquez haría el primer aviso con un disparo desde la frontal. Poco después sería Ben Yedder quien remataría un córner que Handadovic despejaría sin saber como.

Pero no tardó mucho en adelantarse el equipo local. Robo de Correa, slalom entre tres jugadores rivales y pase de la muerte para Ben Yedder que remató sólo al fondo de las mallas. Un más que posible penalti sobre Corchia pudo significar el 2-0, pero el árbitro no lo señaló. En menos de diez minutos doblaría su ventaja el Sevilla. Pase en profundidad del Mudo a Ben Yedder y disparo cruzado de este para hacer su segundo tanto de la noche.

Segunda parte sin presiones

Ya en la segunda parte el Sevilla frenó el partido y, aún dominando, no buscaba el gol con tanto ahínco como en l primera mitad. No fue hasta cerca del minuto 60 que una nueva conexión entre el Mudo y Ben Yedder acabaría con una parada de Handadovic. El tercero se hacía esperar, pero todo indicaba que iba a llegar. Un precioso disparo de Navas al larguero fue el aviso de lo que llegaría en el minuto 83. Otro penalti sobre Corchia, muy activo en ataque, que el árbitro señaló y Ben Yedder marcó. Disparo fuerte, abajo y a la derecha del francés. Handadovic adivinó el disparo pero era inalcanzable. Pudo llegar el cuarto pero no lo hizo y el partido acabó con un contundente 3-0.

Este sábado recibe el Sevilla al Málaga en busca de seguir en la parte alta de la tabla. El próximo partido de Champions, el 17 de octubre frente al Spartak en Moscú. Los de Berizzo deben afianzar su liderato y esperar un nuevo tropiezo del Liverpool para seguir aún más líderes.

Foto: Sevilla FC

Twitter: @PabloS_16