River Plate venció por 2 tantos contra 0 a Gimnasia de La Plata, en el estadio Bicentenario de San Juan, y se convirtió en el segundo finalista del certamen.

El equipo de Marcelo Gallardo es infalible a la hora de jugar llaves mano a mano, ya que desde su arribo al club, allá por el 2014, se ha convertido en uno de los máximos sellos, por su inteligencia y capacidad, a la hora de plantear los partidos de este tipo. Por lo que, este último tiempo ya dio sus frutos llegando a la octava final en tan sólo 2 años, ganando 5 títulos (todos internacionales) y perdiendo una, por el Mundial de Clubes, con el extraordinario Barcelona de la ´MSN´ y otra por la Supercopa Argentina frente a Huracán.

Por el otro lado, Rosario Central gracias a la actuación sobresaliente del ex River, el colombiano Teo Gutiérrez, venció 2 a 0 a Belgrano de Córdoba, y de esta manera llega a su tercera final consecutiva de la Copa Argentina, e intentará alcanzar el éxito, para sacarse la espina de las dos anteriores.
Ya está todo dicho y puesto todo sobre la mesa. Una nueva final en el torneo más federal del país está a la espera, por la falta de una fecha confirmada, pero se estima que será el 14 del corriente mes en Córdoba.

Escrito por: Facundo Agrazar

Twitter: @facuagrazar

Imagen: decentral.com