Luego de la gran victoria obtenida por San Lorenzo frente a su clásico rival, Huracán, el plantel azulgrana se encuentra descansando, para aprovechar así las dos semanas que el fútbol estará parado por las eliminatorias. Quien no se detiene es Leandro Romagnoli, que se recupera de su lesión y prepara su vuelta a las canchas.

Hace aproximadamente 2 meses al “Pipi” le comunicaron que debía operarse de la rodilla. Esta noticia fue muy dura para el jugador, que hasta llegó a declarar que pensó en dejar el deporte si la rehabilitación le demandaba mucho tiempo, pero por suerte para él y para la pelota, el tiempo de recuperación no fue demasiado y su evolución ha sido en los plazos establecidos. Por todo esto el ídolo del club volvió este lunes a realizar una práctica formal de fútbol a la par de sus compañeros, y si bien todavía la fecha de su regreso al terreno de juego no está definida, los hinchas y el cuerpo técnico ya se ilusionan con poder contar con un jugador de gran jerarquía para afrontar las 3 competencias que disputa la institución de Boedo.

Ahora la decisión más difícil la tendrá el entrenador del cuervo, Diego Aguirre, que tendrá que elegir si el 10 juega de titular o no, y si lo hace será una difícil eleccion, ya que es el equipo con el mejor mediocampo del fútbol argentino, por nombres y nivel.

Escrito por: Juan Martín Álvarez.

Imagen: Clarín.com