Comparte esta pubicación

River ya cerró los fichajes de Lucas Pratto, Franco Armani y solo falta la firma para sumar a Juan Fernando Quintero. Por todos se comprometió a pagar casi 20 millones de dólares (compró las fichas de los dos primeros y quiere sumar a préstamo al colombiano), pero Marcelo Gallardo aún quiere rellenar un hueco que advierte en el plantel: un mediocampista central


La apuesta fuerte llega para ser variante del emblema y cinco que hoy tiene el club, Leonardo Ponzio, y convertirse en su sucesor cuando el actual capitán de River -35 años- decida retirarse, aparece un nombre con fuerza: Bruno Zuculini, quien desempeña en Hellas Verona y cuyo pase se reparte entre el club italiano (60%) y Manchester City (40%).

El ex jugador de Racing Club de Avellaneda llena todos los casilleros: experiencia, roce internacional e incluso valor de reventa. Desde el entorno del jugador esperan que River presente en estas horas una oferta formal por el 60% del pase correspondiente al club del Calcio.

Si bien creció el optimismo entre ayer a la noche y esta mañana, la operación no es sencilla por cuatro factores: cotización, tiempos, situación del jugador en el fútbol italiano y cuadro deportivo de su equipo.

Cabe destacar que el Hellas Verona desembolsó 3.5 millones de euros por Zuculini hace apenas un semestre y el argentino se convirtió en titular indiscutido. Es uno de los activos más importantes de la institución, que ya ha recibido sondeos de tres clubes italianos e inclusive del Shakhtar Donetsk. A priori, no está dispuesto a perder ni un centavo de lo que invirtió.

¿Qué tiene River a su favor? El deseo del jugador. A Bruno Zuculini lo seduce y mucho regresar al país si se trata de un grande. Y River estaría dispuesto a pagar los € 3.5 millones que invirtió Hellas Verona en 2017.

 

Comparte esta pubicación