Comparte esta pubicación

El Manchester United está cerca de cerrar dos operaciones  en este mercado de invierno. La salida de Morgan Schneiderlin y el fichaje del central Victor Lindelof se concretarán en los próximos días. Dos movimientos con el beneplácito de José Mourinho.

 Un verano lleno de salidas y fichajes ruidosos, una remodelación tras el fin de la era Van Gaal que todavía no ha terminado. La imagen del Manchester United se ha visto potenciada con una serie de incorporaciones. La primera pieza fue José Mourinho, el entrenador más mediático del planeta. Sumado a Zlatan Ibrahimovic, el astro que nunca deja de brillar, o Paul Pogba, el traspaso más caro de la historia del fútbol. Una serie de movimientos que no van a cesar en invierno. Los directivos red trabajan en dos operaciones.

Apenas once minutos disputados esta temporada. Un fichaje avalado por Van Gaal la pasada campaña y que, ahora, se encuentra en la rampa de salida. Morgan Schneiderlin sabe que su tiempo en el Manchester United ha llegado a su fin y busca un equipo en el que pueda ser una pieza importante.

El centrocampista francés comentó su deseo  de encontrar un nuevo destino en la Premier League tras conocer que no entraba en los planes de José Mourinho. Unicamente ha disputado once minutos en todos los partidos disputados esta temporada. Teniendo en cuenta League Cup, Premier League y Europa League. El año pasado jugó cerca de 2250 minutos. Un gran contraste que evidencia la necesidad de encontrar un nuevo destino.El técnico portugués afirmó que ‘si quiere marcharse, tiene la puerta abierta’, una frase que certificó la salida de Schneiderlin. La única condición que ponen desde Old Trafford es que llegue una buena oferta; solo admitirían una venta por una suculenta cifra.

El conjunto red pagó al Southampton cerca de 28 millones de libras por su traspaso. No esperan recuperar la inversión, únicamente una pequeña compensación económica que les permita capitalizarse. Aunque el dinero no es problema para los Glazer. La propuesta que más convence a toda las partes parece ser la del West Bromwich Albion de Tony Pulis. Cerca de 18 millones de libras pueden poner punto y final a la corta estancia de Morgan Schneiderlin en Old Trafford. Un destino que se ajusta a sus intereses y donde podría desempeñar un gran papel a las órdenes de un entrenador de gran repercusión en Inglaterra.

El Manchester United tiene atado el fichaje de Victor Lindelof. El joven talento del Benfica va a costar al conjunto inglés cerca de 35 millones de libras. El plan es reforzar la parcela defensiva con uno de los centrales de mayor proyección del fútbol mundial. Mourinho ya tiene lo que buscaba, dos centrales jóvenes y con un teórico brillante futuro. Lindelof y Bailly son las dos peticiones del técnico portugués para armar su defensa joven, segura y ambiciosa.

Foto: Sky Sports

Twitter: Luis Fando

Comparte esta pubicación