Comparte esta pubicación

El Sevilla se clasifica para la Champions y deja, casi, sin opciones al Mallorca de quedarse en primera. El Betis hizo un partido notable en Madrid, pero se quedó sin premio


La Liga Santander va llegando a su fin y todo, o casi todo, está por decidirse. Las dos últimas jornadas se jugarán con horario unificado, como ya es habitual, para evitar los amaños. Pero en la ante penúltima jornada de la competición doméstica hubo dos partidos vitales para los conjuntos sevillanos.

El Sevilla necesitaba ganar si no quería meterse en líos en cuanto a perder la cuarta plaza que da acceso a la Champions. El Mallorca, por su parte, necesitaba los tres puntos si no quería perder las pocas opciones que le quedaban de seguir soñando con la permanencia.

El encuentro comenzó siendo bastante parejo, e incluso el Mallorca puso en aprietos a los de Lopetegui. Pero a partir del minuto 15, el Sevilla se puso el mono de trabajo y por persistencia se terminó llevando los tres puntos.

El gran nombre del partido fue, otra vez más, Lucas Ocampos. El argentino volvió a mostrar un nivel determinante, sobre todo en la primera mitad. Y él mismo fue el encargado de anotar la pena máxima que le daba ventaja al equipo de Nervión.

El Mallorca desde la pausa de hidratación optó por una presión más adelantada de lo que estaba mostrando e intentar incomodar al Sevilla. Pero los futbolistas rojiblancos eran capaces de saltar esta línea de presión y encontraba bastantes huecos a la espalda de la defensa mallorquina.

Los segundos cuarenta y cinco minutos fueron calcados a los primeros. El Sevilla comenzó presionando para impedir la salida, fácil, de balón de los visitantes y esto surgió efecto. Ya en los instantes finales del partido, con el Mallorca volcado en ataque, los locales aprovecharon estos huecos y con un balón largo de Bono dejaba a En-Nesyri ante Manolo Reina y con una vaselina sentenciaba el partido.

El Betis se quedó sin premio en el Wanda

El partido de la jornada lo disputaban Atlético de Madrid y Real Betis. Los pupilos del Cholo querían llevarse los tres puntos para asegurar la tercera plaza y el Betis para darse una propia alegría en esta temporada tan negativa.

El partido, desde principio a fin, fue un monólogo bético en cuanto al dominio. Pero las ocasiones más claras las tuvo el Atlético de Madrid. De hecho, al conjunto rojiblanco le anularon dos goles.

Pero el Betis no bajó los brazos y siguió luchando por los tres puntos. E incluso el partido pareció ponérsele de cara cuando Mario Hermoso era expulsado por una fuerte entrada a Loren. El colegiado entendió que era el último central y lo mandó a los vestuarios.

Sin embargo, el Cholo no bajaría los brazos e introdujo más pólvora en ataque con Diego Costa. El hispano-brasileño, precisamente, fue el que le dio los tres puntos al Atlético tras un centro lateral y que el árbitro se ayudó del VAR para validarlo.

Con ello el Betis se quedaba sin premio en un gran partido y el Atlético que con el gol de Diego Costa se afianza en la tercera plaza.

Fuente: Sevilla FC

Twitter: @abrahamcg_

Comparte esta pubicación