Correcaminos Alba

Comparte esta pubicación

La vuelta de octavos de final de la Copa del Rey entre Barcelona y Celta de Vigo, se ha sentenciado a favor del equipo catalán por 5-0 (6-1 en el global), siendo Jordi Alba junto a Messi de los jugadores más destacados


Condensado en el Camp Nou un ambiente atípico, como de dudas, debido al marcador de la ida, el cual mantenía una igualada con uno de los equipos que más complica la vida en campo visitante, el partido de vuelta de la competición copera dió comienzo a una de las mejores batallas campales con domino por parte del Barcelona que se recuerdan en la temporada actual.

Molestaba en escasos pocos minutos el Celta en su presión, pero fueron esos escasos pocos minutos a su vez lo que duraba el balón en pies vigueses, debido a que la presión catalana era mejor y duraba más.

Fruto de esta presión, en banda izquierda se desato un correcaminos de nombre Jordi, quien provocó auténticos dolores en la zaga celeste; el Celta lo sufría constantemente, pero no era su desempeño únicamente, pues la complicidad entre Alba y Messi desató a los caballos culés del todo.

Jordi – Messi, Messi -Jordi, y tal fue la cosa con respecto a las asistencias que cada uno se llevó su golito a casa. Un estado de forma por parte de ambos que limita al Celta a ser un conejillo de indias en primera plana.

El partido tuvo una dominación táctica brutal por pie y obra del Barcelona, que de seguir de semejante manera en el trascurso de la temporada, se acerca un Mundial que promete para los jugadores que integran la plantilla culé, y mucho.

Foto: Página web oficial del FC Barcelona

Twitter: @Saults777

 

 

Comparte esta pubicación