Comparte esta pubicación

Boca Juniors cayó 2-0 ante River Plate en el encuentro de ida de las semifinales de la Copa Libertadores y quedó muy complicado de cara al partido de vuelta del 22 de octubre en La Bombonera


En la previa se discutía el planteo de Gustavo Alfaro para este partido. Se especulaba que podría repetir la idea que llevó a cabo en el 0-0 del pasado 1 de septiembre en el marco de la Superliga y así fue. Boca fue otra vez al Monumental a protegerse, sacarlo del partido, defensa muy cerca del arquero Andrada, a poner de suplente a Carlos Tévez y a poner a Franco Soldano por la banda para marcar al lateral siendo que es centrodelantero, por ejemplo.
Sin embargo esa idea se derrumbó muy temprano en el partido. A los tres minutos de haber empezado el encuentro el árbitro brasileño Raphael Claus cobra un penal de Emmanuel Mas a Rafael Santos Borré mediante el VAR que luego el colombiano cambia por gol. La idea del desgaste fracasó temprano y de ahí en más el ‘Xeneize’ no supo cómo remontar, se vio superado por la capacidad física y técnica de los jugadores de River, sumado a la enorme cantidad de malas decisiones que se tomaron las pocas veces que pudo tener el balón.
En el segundo tiempo esbozo una leve mejoría pero no sirvió para nada. Ignacio Fernández puso el segundo gol tras una buena jugada asociada y golpeó duro en la moral del visitante. En un intento desesperado Alfaro puso en cancha a Carlos Tévez, Mauro Zárate y a Eduardo Salvio quien llegaba con lo justo desde lo físico, es decir, amontonó delanteros en busca de algún gol de visitante que de esperanzas para la revancha. Nuevamente Boca no pudo contener el despliegue futbolístico que tiene River desde que está Marcelo Gallardo, hasta pudo ser goleada.
Boca tendrá que cambiar para el 22 de octubre ante su gente, de eso no cabe duda. Tendrá que ir a ganar en su casa, lo que quedó demostrado que no le sienta cómodo a este equipo. Hay que replantearse todo, sin Nicolás Capaldo lesionado y suspendido para la reválida, el entrenador deberá encontrar el reemplazante, las opciones pueden ser Daniele De Rossi, Jorman Campuzano, Emanuel Reynoso o quizás Agustín Almendra. La serie quedó abierta pero está muy difícil para el equipo de la ribera.

Foto: Twitter @BocaJrsOficial
Twitter:@marinchino7

Comparte esta pubicación