San Lorenzo venció 2 a 0 a su clásico rival, Huracán, con goles de Cauteruccio y Blanco, en el Nuevo Gasómetro y de esta manera estiró a 34 los partidos que le lleva de diferencia en el historial a los de Parque Patricio.

Desde el inicio del cotejo se vio al “Ciclón” con una actitud ofensiva, yendo a buscar el triunfo. El “Globo” por su parte intentaba aguantar a su rival para salir de contra, pero fue justamente mediante el contragolpe que los dirigidos por Diego Aguirre llegaron a abrir el marcador. Rápidamente la visita se levantó del duro golpe y fue decidido al ataque, pero Torrico, el arquero local, les ahogó todas las posibilidades de igualar con una sensacional tapada, que se gritó como un gol. Desde allí todo fue del conjunto de Boedo, que dominó el medio campo con Ortigoza, Belluschi, Musis y Blanco, para así irse de esta manera al descanso con el resultado 1 a 0 a su favor.

En el complemento los azulgranas siguieron jugando de la misma manera y pese a desperdiciar un penal, la expulsión de Toranzo les permitió tener más espacios y poder concretar el segundo grito de la tarde. Fue en el segundo tanto donde el partido se terminó a pesar de que faltaba mucho por jugarse, y si el Ciclón no convirtió más goles fue por la gran tarde que tuvo el 1 visitante, Marcos Díaz.

De esta manera San Lorenzo vuelve a encontrase luego de 4 partidos con el tan ansiado triunfo, y que mejor que hacerlo en un clásico. Además vuelve a ponerse en la parte superior de la tabla donde con sus 18 puntos se ubica tercero a 6 unidades del puntero Estudiantes de La Plata.

Escrito por: Juan Martín Álvarez.

Imagen: Bigbangnews.com